Joe Biden necesita entender que Centroamérica es más que el Triángulo Norte

Joe Biden Adam Schultz / CC BY-NC-ND 2.0

La visita a Guatemala de la vicepresidenta Kamala Harris cerró un primer acto político muy importante para Estados Unidos y Centroamérica.

Como lo saben el presidente Joe Biden y Harris, Centroamérica es una parte del mundo crucial para Estados Unidos, por muchas razones pero principalmente por la migración. Así que funcionarios de alto nivel estadounidense han desfilado por aquí: el secretario de Estado Antony Blinken vino a Costa Rica antes de la llegada de Harris. Se trató del primer viaje de Blinken a América Latina y el primero de Harris fuera de Estados Unidos.

Aunque aún es temprano para juzgar el éxito de las políticas de la gestión de Biden y Harris, las expectativas iniciales parecen estar dando paso al escepticismo. Estados Unidos ha mantenido por demasiado tiempo una estrategia diplomática para la región centrada en el Triángulo Norte y en la contención de flujos de ilegalidad —como las drogas y la migración—, lo que ha condicionado acciones limitadas y predominantemente reactivas y represivas.

Evitar que se profundice ese escepticismo y que el mismo dé paso a la confianza tomará tiempo y requerirá de mucho más que visitas a la región, por más alto que sea el rango de los visitantes.

Uno de los errores que continúa en el presente es centrar toda la atención en los países del Triángulo Norte (El Salvador, Guatemala y Honduras) y en el tema migratorio, lo que ofrecería soluciones incompletas tanto a la migración como a otros serios desafíos que la alimentan y perpetúan. Esto ya lo hemos advertido varios líderes y expertos de la región.

[…]

Lea el artículo completo en New York Times.


Related Links