Shifter: “Es muy claro que Estados Unidos ha vuelto y va a ser parte de la comunidad internacional”

Michael Shifter en GPS Mundial El Tiempo

Michael Shifter, el presidente del Diálogo Interamericano, analizó junto al equipo editorial de El Tiempo, el discurso de asunción de Joe Biden. Shifter hizo alusión a las diferencias que se pueden esperar del nuevo presidente en materia de política exterior y también sobre las posibles repercusiones que realizar un juicio político contra el ex presidente Trump significarían para las divisiones internas de los Estados Unidos. 

Comentarios de Michael Shifter:

Pregunta (P): ¿Qué mensaje le quedó a usted de la locución de Biden en su primer mensaje a la nación como presidente?

Respuesta (R): “El mensaje está clarísimo y no es muy distinto de lo que él ha dicho durante toda la campaña para la presidencia. El mensaje de unidad es fundamental en estos momentos de crisis en muchas áreas para así ganar la batalla para sanar el alma del país. Biden está mandando un mensaje de consolidación, recuperación y renovación. Este momento no va a durar mucho tiempo, pero hay una ventana y una oportunidad para unirse y para actuar en pos de atender a la crisis por la que está pasando el país. Yo creo que este fue un mensaje muy claro para los ciudadanos estadounidenses y para el mundo también. Es muy claro que Estados Unidos ha vuelto y va a ser parte de la comunidad internacional, que va a jugar un rol importante y que reconoce la importancia de las alianzas y amistades para también enfrentar desafíos globales de manera profunda.”

“Yo creo que fue un discurso muy fuerte, muy inspirador. Y él está haciendo todo lo posible para aprovechar este momento muy solemne en el país por el Covid-19 y el atentado sin precedentes al Capitolio hace dos semanas.”

P: ¿Cómo se conjuga el mensaje de unidad del presidente Biden con el hecho de que en unos días vaya a comenzar el juicio contra Donald Trump en el congreso?   

R: “Esta es una decisión que los demócratas ya tienen tomada, ellos quieren que el ex presidente Trump pague el costo por la insurrección que vimos hace dos semanas para que así no pueda volver a jugar un papel en la política de Estados Unidos. Esta postura no es compartida por republicanos, es por este motivo que no es tan fácil que logren que prospere el juicio contra Trump. Hay un riesgo, sin duda, al seguir este camino, dado a que podría generar más divisiones y podría presentar a Trump como víctima de una clase política y del establishment, generando así pasiones entre sus seguidores. Pero el riesgo de no hacer nada también dejaría un mensaje negativo debido a la falta de castigo.”

P: ¿Cuál será la estrategia del nuevo gobierno de Biden respecto a América Latina?

R: “Es un panorama nacional muy complejo y por eso subrayé el tema que hay que analizar a Colombia en un contexto regional y no por separado, para así poder entender qué esperar de la relación con Biden. Creo que va a haber ajustes muy difíciles, sobre todo con Brasil, en el tema del medioambiente y del Amazonas. Esto va a ser un tema prioritario y con mucha más urgencia de la que se tuvo durante los años de Obama. También con López Obrador, quien ha tenido una relación muy rara con Trump. AMLO hizo todo lo que Trump le pidió en materia migratoria, pero a cambio Trump no mostró ninguna inquietud con los temas de derechos humanos, democracia, violencia o corrupción en México. Esto va a cambiar. Biden tendrá una agenda mucho más amplia y compleja con México y con Colombia, al igual que la que hubo durante los años de Obama. Los países están acostumbrados a tratar con Trump y es por este motivo que se requerirá un cambio.”

[…]

Vea la entrevista completa en El Tiempo:


Related Links