Foro Regional sobre la Enseñanza del Inglés en América Latina

Este artículo también está disponible en: Inglés

El dominio del inglés es una de las habilidades de mayor de manda en el mundo laboral. Los países de América Latina y el Caribe han hecho cuantiosas inversiones para proporcionarle a sus jóvenes oportunidades de enseñanza del inglés dentro de los sistemas educativos públicos, pero aún hay mucho por hacer para garantizar una oferta de enseñanza de inglés de calidad. Con el propósito de avanzar esta agenda, el 8 de agosto de 2018 se celebró en Ciudad de Panamá el primer Foro Regional sobre la Enseñanza del Inglés en América Latina, el cual fue organizado por el Diálogo Interamericano y el Ministerio de Educación, con el apoyo de Pearson. El evento juntó a más de 30 personas provenientes de 10 países de las Américas a compartir sus experiencias para identificar retos comunes, lecciones aprendidas y posibles oportunidades de colaboración regional en enseñanza de inglés.

Luego de unas palabras de apertura por Eneida López, la Directora del Programa Panamá Bilingüe, Gina Garcés, la Viceministra de Educación de Panamá, y Ariel Fiszbein, Director del Programa de Educación del Diálogo Interamericano, se organizó una mesa de discusión donde los participantes plantearon los principales retos y lecciones sobre el aprendizaje del inglés, desde la perspectiva de distintos países como Costa Rica, Chile, México, Uruguay, entre otros.

Algunos de los mensajes clave que surgieron de la discusión incluyen:

Marcos de Política para la Enseñanza del Inglés

  • Pasar legislación en torno a la enseñanza del inglés es importante, pero no lo suficiente: En casi todos los países se perciben problemas de recursos económicos presupuestarios para financiar los programas de inglés así como falta de continuidad de muchos programas. Se entiende que en muchos contextos tener una ley o política de estado ayuda a que haya una priorización explícita del tema y que se dediquen recursos a esta área. Sin embargo, se reconoció que tener leyes no siempre garantiza el cumplimiento de éstas ni la continuidad de los programas.
  • Una legislación efectiva para la enseñanza del inglés contiene metas explícitas y medibles, un presupuesto, y una entidad dedicada a ejecutar la estrategia. Es importante que el marco de una ley de enseñanza del inglés atribuya responsabilidades explícitamente y se asigne la ejecución de la ley a un ente específico, sea dentro o fuera del Ministerio de Educación.
  • Al mismo tiempo es importante conformar una red de apoyos que transcienda lo formal (alianzas estratégicas, apoyo entre la sociedad, etc.) Se mencionó la importancia de acompañar la legislación con comisiones multisectoriales de seguimiento que velen por su cumplimiento, y además de crear alianzas promotoras de la enseñanza del inglés.

Los docentes de inglés en América Latina

  • Hay un insuficiente número de docentes de inglés con las habilidades y competencias necesarias: Los participantes destacaron como retos importantes los niveles de competencia de los docentes, la inadecuada calidad de la formación inicial docente y falta de perfiles de salida medibles, la poca conexión entre la formación inicial y la opciones de formación continua, las desigualdades en las oportunidades de formación, los sistemas de clasificación docente, etc.
  • Se necesita una mejor estrategia docente con elementos fundamentales para garantizar su funcionamiento: Hubo consenso sobre la necesidad de crear una estrategia comprehensiva que actúe en varias direcciones para mejorar la docencia del inglés. Debe contemplar los siguientes elementos:
    • La importancia de la información: De la discusión y en particular de los casos de Chile y Costa Rica surgió la importancia de recolectar data sobre los docentes para orientar los esfuerzos de capacitación, los procedimientos de contratación, etc. En concreto, contar con los números indicados es necesario para crear una estrategia y es fundamental invertir en generar esta data.
    • Un instrumento importante para la mejora de la enseñanza del inglés es la tecnología, que se puede usar tanto como herramienta en el aula como una herramienta de apoyo continuo a los docentes. Se enfatizó que para aprovechar al máximo el impacto de las tecnologías, 1. deben haber mecanismos de seguimiento y evaluación de su impacto sobre los niveles de dominio del idioma, y 2. los docentes deben recibir capacitación adecuada para su uso y tener una base de conocimiento pedagógico sólida.
    • Otro instrumento que ha dado buenos resultados en varios países son los sistemas de apoyo a docentes, especialmente aquellos que priorizan el apoyo en redes. Algunas experiencias de Colombia, México y Chile nos demuestran que el trabajo colaborativo entre grupos o pares de docentes puede ser muy valioso.

El foro culminó con una conversación sobre oportunidades de colaboración e intercambio regionales. Los participantes se mostraron comprometidos a reunirse en el futuro para avanzar un proyecto colaborativo en una o dos áreas específicas, posiblemente la evaluación de docentes de inglés y el uso de estándares de aprendizaje.