Adaptación al clima en el Triángulo Norte: Cómo Estados Unidos puede fomentar un cambio sostenible y dirigido localmente

Foto de Informe 3 Sean Sprague / Alamy Stock Photo

Este artículo también está disponible en: Inglés

Los países del «Triángulo Norte» de Centroamérica — El Salvador, Guatemala y Honduras — ya están sufriendo los efectos del cambio climático, enfrentándose tanto a sequías e inundaciones que amenazan la seguridad alimentaria e hídrica como a tormentas catastróficas que ponen en peligro la seguridad, la salud y los medios de vida de la población. Estos impactos exacerban una serie de factores que impulsan la migración masiva hacia adentro y hacia afuera de la región, principalmente hacia Estados Unidos. Se estima que más de dos millones de personas han abandonado El Salvador, Guatemala y Honduras desde 2014, muchas de ellas huyendo de la violencia y las dificultades económicas, y el cambio climático aumenta la vulnerabilidad ante estas cuestiones a la vez que amplifica las consecuencias de problemas sistémicos como la falta de oportunidades de educación y empleo, la mala gestión del agua, la desigualdad y la marginación. Estos factores, a su vez, reducen la capacidad de los países y comunidades del Triángulo Norte para adaptarse al cambio climático.

Este informe es el último de una serie de tres basados en los aportes del Grupo de Trabajo sobre Cambio Climático en el Triángulo Norte del Diálogo Interamericano, que incluye a un grupo diverso de representantes de organizaciones ambientales, comunidades rurales, indígenas y afrodescendientes, jóvenes activistas y destacados exfuncionarios gubernamentales así como líderes empresariales y expertos técnicos. El informe analiza los principales retos para que los proyectos de adaptación al cambio climático en la región sean más eficaces y sostenibles y esboza recomendaciones para la asistencia de Estados Unidos en cuatro áreas clave: el compromiso con la sociedad civil, el apoyo a la programación educativa y el acceso a la información sobre el clima, el fortalecimiento de la planificación de la adaptación de los gobiernos subnacionales y las asociaciones con el sector privado. Una amplia gama de socios potenciales en la región están avanzando, desde diferentes ángulos, en mejorar la resiliencia de sus países y comunidades a los impactos del cambio climático. Sin embargo, tal como se mencionó anteriormente y se amplía en el informe, éstos se enfrentan a un contexto regional desafiante y a barreras formidables que la asistencia y colaboración de Estados Unidos puede ayudar a superar. 

Lea el Informe de políticas de primera infancia

El informe complementa las recomendaciones del informe anterior de la serie en temas como agricultura, agua, energía y finanzas, con recomendaciones estratégicas para que la ayuda de Estados Unidos fomente una adaptación eficaz y sostenible, especialmente mediante la potenciación del liderazgo local:

  • Garantizar que los proyectos de adaptación al cambio climático cuenten con la participación de la comunidad y reflejen las necesidades locales
  • Invertir en divulgación y aumentar la accesibilidad de las oportunidades de financiación para la adaptación climática, especialmente en regiones vulnerables
  • Desarrollar la capacidad administrativa de las organizaciones de la sociedad civil, en particular aquellas dirigidas por pueblos indígenas, mujeres y jóvenes, o aquelas que defienden sus intereses, y, mientras tanto, suplir las deficiencias de capacidad
  • Fortalecer la tenencia de la tierra, especialmente para los grupos indígenas
  • Establecer incubadoras para fortalecer las organizaciones climáticas juveniles así como las redes para conectarlas entre sí y con la sociedad civil en general
  • Integrar la adaptación al cambio climático en todos los niveles educativos y mejorar el acceso a la información sobre el clima así como la alfabetización en temas climáticos
  • Aumentar tanto la oferta como la demanda de profesionales formados en campos relacionados con la adaptación
  • Apoyar la planificación subnacional de la adaptación al cambio climático basada en las prioridades locales
  • Fomentar las asociaciones con el sector privado y las pequeñas y medianas empresas para apoyar la sostenibilidad financiera de los esfuerzos de adaptación e integrar la adaptación en las economías locales
  • Apoyar la creación de alianzas intersectoriales orientadas a la adaptación

DESCARGUE EL INFORME AQUÍ:

Downloads


Related Links


Suggested Content

Innovación en energía limpia en América Latina

Después de la conferencia global sobre clima COP21, los gobiernos deben desplazar su atención hacia cómo lograrán cumplir con los compromisos realizados en París. Un concepto es central en alcanzar esta meta: la innovación.

˙