Inter-American Dialogue

En esta entrevista con Cara a Cara, de Radio Nacional de España, Michael Shifter discutió temas de actualidad en América Latina y Estados Unidos. Shifter comentó sobre los primeros meses de Donald Trump a cargo de la presidencia, y habló sobre la difícil relación entre el presidente estadounidense y su partido político. El presidente del Diálogo Interamericano exploró también las opciones de Estados Unidos respecto a la situación en Venezuela. Finalmente, Shifter habló sobre los esfuerzos de gobiernos en la región para combatir la corrupción y los retos a corto plazo que enfrentan los países de América Latina.

Comentarios de Michael Shifter:

“Las relaciones en las Américas están atravesando un momento muy incierto, muy complicado. Yo llevo casi 25 años con el Diálogo y he visto cambios en la administración, de demócrata a republicano, pero lo que vivimos ahora es algo que no tiene precedente. Esta administración es una especie distinta, rara, y obviamente es un gran reto el cómo tratar con una administración que no tiene experiencia, que no tienen ningún tipo de políticas. Todavía no hay equipo en Washington, después de seis meses casi no hay interlocutores de la administración. Es una situación muy compleja, que desorienta mucho. Pero estamos trabajando, y creo que nuestro trabajo es hoy más relevante que nunca.”

“Lo que está pasando en Venezuela hoy en día es una tragedia. Me da mucha pena ver cómo están sufriendo los venezolanos — el país está en una situación de caos. La pregunta central es cómo y cuándo salir de esta crisis. El gobierno de Maduro  ha extendido su mandato por mucho más tiempo de lo que mucha gente esperaba.”

“Por el momento, la oposición en Venezuela está unida. Hay diferencias entre los partidos, entre algunas figuras importantes, pero por el momento, están unidos por las protestas.”

“Creo que la mejor manera de ayudar a Venezuela es apoyar los esfuerzos colectivos de los gobiernos vecinos de Venezuela — ser activo pero no ser los protagonistas ya que esto puede generar una reacción en contra por parte de otros socios en la región.”

“La corrupción alimenta la desconfianza y el cinismo, y eso es muy dañino para la democracia en la región. Hay países — sobre todo Brasil, pero otros países también, como Perú — que están enfrentando el problema de la corrupción de manera seria por primera vez. Esto puede cambiar el sistema para que haya un costo real para las personas que están involucradas en actos corruptos, tanto del gobierno como de empresas privadas.”

“El gran reto que tiene que enfrentar América Latina en el corto plazo es su tasa de crecimiento. No puede seguir creciendo al mínimo cómo está creciendo ahora — no es suficiente para mantener las agendas sociales y los programas sociales.”

Escuche la entrevista completa en Radio Nacional de España